Muerza

 

En las últimas horas un hecho político-sindical singular sucedió en las calles de la Ciudad de Buenos Aires, frente a la manifiesta indiferencia de los medios tradicionales. El pasado lunes 26 julio, alrededor de las 13 horas, se hacía presente la primera de varias columnas compuestas de trabajadores y trabajadoras de comercio en las puertas del ministerio de trabajo, sede de avenida Callao 124 esquina calle Mitre.

Los y las empleadas de comercio salieron a las calles para reclamar por paritarias dignas en medio de un contexto de altísima inflación. No llegaron solos a las puertas del ministerio, las diferentes agrupaciones que se hicieron presente en la sede ministerial respondieron a la convocatoria de un hombre que desde hace cuatro años asombra y asusta a buena parte del siempre petrificado movimiento obrero argentino. 

Se trata de Ramón Vicente Muerza, trabajador de la empresa Coto, carnicero de oficio, ex secretario de organización del sindicato de comercio filial capital federal. 

Ramón, como lo llaman cariñosamente las y los trabajadores, enfrentó en una elección que aún se encuentra judicializada, al vitalicio secretario general de los mercantiles Armando Cavalieri en una aciaga jornada de septiembre de 2018. El por entonces ex secretario de trabajo Dante Sica  certificó provisoriamente a Cavalieri por un nuevo período de cuatro años al frente del sindicato. Parecía que allí se terminaba la historia de los mercantiles, a la manera en que lo aseguró Francis Fukuyama luego de la caída del muro de Berlín y la disolución de la Unión Soviética. Sin embargo casi cuatro años después Muerza vuelve y apura a propios y extraños a desempolvar pluma y papel para seguir escribiendo la historia.  

 

Sindicato y Paritarias

 

El sindicato de empleados de comercio es la organización gremial más importante del país, tanto por su masa de afiliados, la cual supera el millón de personas, como así también por su peso específico a la hora de aportar congresales electores del secretario general de la CGT. Los famosos “gordos” son aquellos sindicatos con mayor cantidad de afiliados y afiliadas y comercio es el más importante al respecto. Otra característica estratégica del gremio mercantil, derivada de las anteriores, es su capacidad de fijar pautas paritarias de referencias para el conjunto del movimiento obrero. Como puede verse y como alguna vez escribimos en otra publicación, comercio se trata de un gigante dormido que ningún poder desea que se despierte. 

En este contexto se desarrollan los primeros rounds de que será una nueva disputa electoral en 2022 por el control del sindicato más grande de la Argentina. La movilización del lunes 26, sacudió las baldosas de Balcarse 50 y encendió las alarmas políticas en el gobierno del frente de todos. Cavalieri no tiene control sobre los trabajadores y trabajadoras de comercio. Puede firmar lo que quiera, puede comprar el silencio de todos los medios tradicionales y supuestos portales especializados, pero no puede callar la voz de la gente en las calles reclamando sueldos dignos y un cambio en la conducción del sindicato. 

La marcha que comenzó en las puertas de trabajo se mudó a paso de vencedores hacia las puertas del sindicato de comercio, moreno 625, donde Ramón Muerza pronunció un encendido discurso interpelando al resto de los secretarios generales de las distintas filiales de la Federación de empleados de comercios y servicios, el líder de la oposición los exhortó a que se pronuncien en contra de las paritarias de hambre:

  “Yo les pegunto a esos secretarios generales, ¿cómo le pueden decir a los trabajadores que por diez meses vamos a cobrar un 8%? Ustedes también tienen responsabilidad”

 

Las palabras de “Ramón” fueron celebradas por los más de tres mil empleados y empleadas de comercio que colmaron calle moreno para escuchar las palabras de ex delegado de Coto. 

La primera consecuencia de la movilización no se hizo esperar y a pocas horas del discurso las cámaras empresarias dejaron plantado a Cavalieri en la segunda audiencia para discutir una actualización paritaria. Fuentes de la Rosada le aseguraron a LPS que hubo una intervención directa de presidencia en la revisión de la paritaria y que al ver la “propuesta” del gitano, alguien muy poderoso aseguró: “si firmamos esto, la próxima marcha es en plaza de mayo”. Zozobras y escalofríos fueron los efectos secundarios en la conducción del SEC luego del rechazo de la Rosada. 

Muerza y los trabajadores se llevaron de esta forma el primer triunfo político y económico al forzar una propuesta superadora para recuperar el poder adquisitivo de las y los trabajadoras de comercio. La siguiente audiencia se producirá el jueves 29 de julio. 

 

Las elecciones 

 

Las acciones de esta semana tienen un mar de fondo cada vez más ruidoso que son las futuras elecciones para renovar autoridades en el gremio mercantil. La decisión del ministro Moroni de no prorrogar mandatos en las entidades sindicales, fué bien recibida por los sectores opositores en todos los sindicatos del país, comercio no fue la excepción. 

Ramón Muerza jamás ocultó su intención de volver a ser candidato en una futura elección, luego de las polémicas elecciones de 2018 donde en medio del acto eleccionario y en un hecho sin precedentes en la historia de la democracia Argentina, se cambiaron las reglas del escrutinio y se permitió acceder al sufragio a personas en condiciones irregulares de afiliación. Ramón Muerza en vivo y en exclusiva en La Pelota Sindical Tv afirmó que de cara a las elecciones del 2022 espera encontrarse con un ministerio de trabajo que si pretende hacerle trampa, tendrá que hacerle trampa a los 86 gremios que componen la corriente federal de los trabajadores.

La advertencia no se produce en el vacío, Muerza tejió desde 2018 sólidos vínculos con el moyanismo que hoy se traducen en un visión compartida del sindicalismo y la política. No es un secreto para nadie el apoyo explícito de Hugo y Pablo Moyano a la candidatura de Ramón, por el contrario el fuerte vínculo entre el carnicero y el motorista pone incómodo a los sectores más tradicionales de la CGT que ven en alianza Camioneros-Comercio el fin de la hegemonía de los unicatos y los liderazgos indefinidos al frente de la organizaciones sindicales. Los temores son profundos y silenciosos, se mueven como placas tectónicas que provocan temblores invisibles y que precipitan telefonazos en la sede Alem del ministerio de trabajo con pedidos para no dejar actuar a “Los Moyano”

Sin embargo la alianza se mantiene incólume y se profundiza de cara al 2022. 

Lo que viene

 

Los desafíos para Muerza no son pocos, desatada su candidatura en 2021 con el objetivo en el 2022 debe enfrentar el ninguneo manifiesto de los medios de comunicación adictos a Cavalieri quienes pueden darse el lujo de hacer que no vieron una manifestación de más de tres mil trabajadoras y trabajadores devenida en marcha por las calles del microcentro porteño, hacia el sindicato de empleados de comercio. 

Las redes sociales y los medios como La Pelota Sindical lastiman el silencio de la comunicación hegemónica pero no alcanzan para perforar el cerrojo mediático. 

Por otro lado la candidatura de Ramón enfrenta la desconfianza de sectores del gobierno nacional que saben del ejercicio del discurso progresista en las cámaras de tv pero que en los hechos no desean impulsar ni tolerar ninguna renovación en las organizaciones sindicales por miedo de provocar un incendio renovador imposible de controlar políticamente. Los llamados “psicoprogres” del gobierno del frente de todos son un peligro reaccionario muy poderoso ya que jamás hacen públicas sus visiones y acciones conservadoras. Muerza lo sabe y lo advirtió en La Pelota Sindical TV.

Por otro lado el candidato de la agrupación “Granate Morada-Graciela Lucero” deberá maniobrar para lograr amplificar su espacio de sustentación electoral si desea enfrentar con chances genuinas  al llamado “aparato” del Cavalierismo, compuesto por trabajadores del sindicato mercantil, la obra social OSECAC y jubilados y jubiladas con derecho al voto. No es descabellado, aunque falte mucho, pensar en una lista de unidad sin Cavalieri (84 años) que integre sectores reciclados de la actual conducción del sec. 

El recorrido es brumoso y todavía con final incierto, sin embargo a pesar de las especulaciones y aunque no baje de un avión, ni lo esté esperando alguien con un paraguas, de la mano de las y los trabajadores de comercio Muerza Vuelve y por ahora gane quien gane, gana Ramón. 

 

  

 

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x